Limpieza del hígado, para qué es, cómo se hace

La limpieza del hígado consiste en retirar del hígado y la vesícula biliar, los cálculos que se han formado en su interior, los cuales pueden llegar a obstruir algún conducto desencadenando ataques y malestar que pueden poner en riesgo la calidad de la salud de todo el organismo y la vida, notablemente.

Limpieza del hígado y de cálculos biliares
Limpieza del hígado y de cálculos biliares

El doctor Andreas Moritz resumió en su libro «La sorprendente limpieza hepática y de la vesícula» un mé todo sencillo y efectivo, totalmente natural para limpiar de cálculos los conductos biliares en higado y vesícula y expulsarlos. Para realizar lo, se necesitan:

  • Seis litros de jugo de manzana criolla o también conocida como manzana Anita. (de tres a seis manos zonas por litro de agua)
  • Cuatro cucharadas (60 g) de Sales de Epsom (sulfato de magnesio)
  • Medio vaso de aceite de oliva ex (4 oz) extra virgen
  • 180 ml (medio vaso) de zumo de toronja o naranja o limón fresco.

Contáctanos al Whatsapp +573147311797 Escribe por WhatsApp si deseas más información sobre este tema.

El proceso empieza con seis días de preparación en donde se debe tomar un litro de jugo de manzana diario, el cual deberá beber lentamente, preferiblemente durante el día y con espacio de dos horas antes y después de las comidas, nunca acompañándolas (500 cm hacia Las 10 am y 500 cm hacia las 3 pm).

Durante esta semana, evite comer en exceso, consumir lácteos, grasas, productos de origen animal, bebidas y alimentos fríos y ningún medicamento, vitamina o suplemento, a menos que sea absolutamente necesario, para que el hígado no tenga esfuerzo adicional. Ese deseable que los días sexto y séptimo de la limpieza resulten en fin de semana y que la purga de la limpieza, (la toma del aceite y el jugo de toronja), se haga en días de luna menguante.

Antes y después de la limpieza, para facilitar el proceso, se recomienda, si es posible, limpiar el colon con un edema de café u otra sustancia de su agrado. El sexto dia de la ingesta del zumo de manzana, consuma un desayuno ligero. Ese día a las 6:00 pm mezcle las cuatro cucharadas de sales de Epsom (Sulfato de Magnesio) con 3/4 de litro de agua en una jarra. Acto seguido, tome el primer vaso de esta mezcla. A las 8:00 pm tome el segundo vaso; a las 9:45 pm exprima las toronjas o naranjas o limones, y vierte su jugo en un frasco con tapa, junto con el 1/2 vaso de aceite de oliva. Tápelo y agite con fuerza hasta que la mezcla tenga un aspecto acuoso, si lo prefiere licúelo.

A las 10:00 pm, de pie, tome esta mezcla de forma continua, acuéstese de inmediato, boca arriba, con la cabeza más alta que el abdomen y permanezca inmovil durante 20 minutos. Si puede, duerma, aunque si siente deseos de evacuar, hágalo. Es normal que en la mañana sienta nauseas por un corto tiempo. El séptimo día, de 6:00 am a 6:30 am, al despertar, beba el tercer vaso de las sales de Epsom (Sulfato de Magnesio). Luego descanse. De 8:00 am a 8:30 am beba el cuarto y último vaso de las sales. de 10:00 a 10:30 am ya puede tomar zumo de frutas recién exprimido o comer una o dos piezas de fruta.

Una hora después puede consumir comida normal, aunque ligera. Continúe comiendo de esta forma durante los tres días posteriores a la limpieza. Repita todo este proceso, una vez por mes, durante seis meses seguidos en la misma forma puede estar seguro de sanar su hígado y vesícula y de paso, más de 20 enfermedades relacionadas con las funciones del hígado.

Fuente: Diccionario Naturista, Naturaleza y Vida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.